Recetas Saladas

Crackers Keto de semillas y especias

Para una reunion familiar, una tarde de amigos, una película o incluso para desayunar, estas crackers son ¡perfectas!

Son libres de gluten, super bajitas en carbohidratos, altas en fibra, super crocantes y llenas de sabor.

Al estar hechas a base de harina de almendra, linaza y chía son la mejor opción para esos momentos en los que se nos antoja algún snack salado y queremos que sea Keto.

¡Son tan ricas que te olvidarás de lo saludables que son!

Acompáñalas con lo que más te guste: hummus, guacamole, paté, queso crema o cualquier salsa casera que te guste. Yo decidí acompañarlas con un dip de salmón enlatado, queso mascarpone, pimentón picado, cilantro y especias ¡Quedaron espectaculares!

Salsa pesto con Queso Azul

A pesar de que la salsa pesto es bastante conocida, el sabor extra ”quesudo” que aporta el queso azul en esta receta la hace muy especial y sencillamente deliciosa. Es perfecta para mantener siempre en la nevera. Es extremadamente fácil de hacer y te sacará de apuros cuando no tengas tiempo de cocinar.

Esta salsa aportará un sabor delicioso a tus comidas y si te gusta el queso, ¡esta receta es para ti! La combinación del sabor a albahaca, ajo y queso azul combinará a la perfección con casi cualquier cosa: pollo, carne de cerdo, pescado, huevos, ensaladas, etc. Combínala con lo que quieras.

Por otro lado, hay que mencionar que es una salsa super nutritiva. Su combinación de ingredientes la hacen rica en calcio, magnesio, vitamina E, vitamina A, vitamina C, grasas saludables y además, aporta algo de proteína gracias a principalmente el queso parmesano. Así que no dejes de intentarla.

Ceviche de Atún: almuerzo en 20 minutos

Esta preparación es extremadamente fácil, rápida y deliciosa.

La combinación de pescado, limon, vinagre y piña contrasta a la perfección. Un toque ácido y a la vez dulce que te encantará.

Lo mejor, es que no te tardarás haciéndo esta receta porque no tienes que cocinar nada. Sólo picar y mezclar. Perfecta para cuando estés de afán ¡Inténtala!

Sopa de Carne y Caldo de Huesos #LowCarb

Personalmente soy amante de la carne y las sopas. Esta receta es un reflejo de eso.

La carne que utilizamos en esta ocasión aporta un sabor que predomina en el plato, lo que lo hace delicioso: sabor a carne y especias.

Debo resaltar, que utilicé caldo de hueso y esta es una de las razones por las que me encanta utilizarlo y nunca me falta en la nevera. El caldo de hueso listo te permite hacer una sopa fácil, deliciosa y extremadamente nutritiva en muy poco tiempo. Utilizarlo es demasiado práctico y perfecto para una comida después de un entrenamiento intenso y/o un ayuno.

El caldo de huesos te aportará electrolitos, aminoácidos y vitaminas mientras que cuida tu intestino.

Te animo a que hagas tu propio caldo de huesos, podrás encontrar el paso a paso en el resto de las recetas.

Sin embargo, si no lo tienes hecho para esta receta, no hay problema. Ya verás por qué lo puedes intercambiar.

Anímate a probar esta sopa ¡Vas a quedar encantado/a!

Las cantidades de esta receta están pensadas para una persona. Si vas a cocinar para alguien más, simplemente duplica las cantidades.

¿Cómo hacer Mantequilla Clarificada o Ghee?

La mantequilla clarificada o el ghee es muy popular en la cocina de India y Paquistán. Ha ganado popularidad en la cultura occidental por sus beneficios. Se trata de una ”mantequilla” a la que se le retiran los sólidos lácteos en donde se encuentran la caseína y la lactosa. De ahí su nombre mantequilla clarificada. Estos componentes pueden ser problemáticos en algunas personas. Pueden causar irritación u otros síntomas gastrointestinales.

Esta grasa es del tipo saturada y es de las mejores opciones para utilizar en la cocina gracias a su gran estabilidad. Resiste altas temperaturas sin oxidarse y generar subproductos tóxicos como sí ocurre con los aceites vegetales. Su punto de humo es 200°C aproximadamente.

El ghee es muy rico en vitamina A y tiene un sabor delicioso. Su durabilidad también lo hace idóneo para la cocina ya que ciertos aceites y otras fuentes de grasa se dañan fácilmente con la exposición a la luz o al calor. El ghee por el contrario, es muy resistente.

¡Te sorprenderás de lo fácil que es hacerlo!

Tortillas de plátano y coco ¡Sin gluten y sin maíz!

Estas tortillas son perfectas cuando se busca evitar el gluten y los cereales. Su sabor es un poco dulce pero la combinación de coco y plátano ¡Te va a encantar!

Estas tortillas son bastante versátiles. Puedes usarlas para unos tacos, una quesadilla o para acompañar unos huevos en el desayuno. Pruébalas y combínalas como quieras.

Sin embargo, ten en cuenta que al no tener gluten, no son tan flexibles como una tortilla tradicional, así que si intentas hacer algo como un burrito, probablemente se partan.

También, puedes congelarlas y usarlas cuando gustes, pero debe ser con alguna lámina entre ellas para que no se peguen.

En todo caso, intenta hacerlas. Verás que su sabor es ¡delicioso! Y lo mejor… son muy saludables, aquí no hay harinas refinadas ni azúcares añadidos.

Caldo de huesos: la receta más sencilla

El caldo de huesos es un super alimento. Es rico en aminoácidos, minerales, vitaminas y es una gran fuente de colágeno. Tiene propiedades antiinflamatorias y se utiliza en el tratamiento de permeabilidad intestinal porque ayuda a sanar la barrera intestinal.

Adicionalmente, al ser tan rico en electrolitos, es perfecto para tomar después de ayunar.

Las opciones para utitlizarlo son muy diversas. En particular, verás que esta receta no agrega ningún vegetal o sazón para mayor durabilidad y cuando lo vayas a utilizar puedes sazonarlo como quieras. Agrégalo a vegetales salteados para hacer sopas rápidas, utilízalo como base para salsas y otros caldos. Si te gusta, puedes simplemente agregar algunas hierbas o especias y beberlo en taza. El de la foto por ejemplo, tiene algo de sal, cilantro y cúrcuma. Es totalmente a tu gusto.